El Chojín llama a la lucha de la sociedad contra las desigualdades

  • El rapero madrileño participó el jueves en el curso Canción y Poder que se clausura el viernes con el músico Sabino Méndez

El Chojín llama a la lucha de la sociedad contra las desigualdades

 

Conocer múltiples contextos históricos y culturales en los que se constata una relación directa entre canción y Poder. Tomar conciencia de las diversas mediaciones políticas, económicas, sociales y culturales que afectan a la canción. Discernir distintas tendencias de análisis de la canción desde un punto de vista histórico, sociológico, lingüístico y musical y entablar un diálogo directo con dos autores e intérpretes de canciones cuya temática habla sobre la sociedad son los principales objetivos del curso Canción y Poder que ha organizado el centro Buendía y que se celebra en el salón de grados de la Facultad de Filosofía y Letras.

Ana María Iglesias Botrán e Iván Iglesias Iglesias, coordinadores del curso, participaron junto a Francisco Reyes en la jornada de ayer, que tuvo al rapero, comunicador y poeta madrileño El Chojín como principal referencia, a la espera de la conferencia de hoy de Sabino Méndez (exmúsico de Loquillo) con el que se clausura el ciclo.

«Me han llamado por mi carrera dentro del mundo de la música y por haber dedicado toda ella para denunciar todas las cosas que creo que están mal dentro de la sociedad. Estamos hablando de la capacidad de combate y lucha social que tiene la música y yo vengo a dar testimonio de que efectivamente eso existe, es imposible y se da», manifestó El Chojín.

Hizo un llamamiento en general a la lucha contra la injusticias sociales. «Todo aquello que consideramos que está mal dentro de la sociedad debe de ser cambiado, pero cambiado por nosotros, que somos los protagonistas de la sociedad. Ese es el resumen de los trece discos que he grabado y de los años que llevo con un micrófono en un escenario», aseguró.

El Chojín considera que «muy a menudo lo que hacemos como sociedad, como seres humanos, es sentirnos diferentes de los otros y pensamos que el otro es peor, merece menos y mucha cosas así. Simplemente por tener un color diferente, bien de un sitio distinto, tiene un acento distinto, le falta un miembro o al que ama de otra manera. Siempre que hay otro es peor, el del pueblo de al lado es peor que los de mi pueblo y merecen menos».

Este tipo de comportamiento es para el rapero madrileño «una sinrazón estúpida que no tiene ningún tipo de lógica. Yo lo que pretendo es a través de mi música y de mis letras fundamentalmente, llevar a la gente la idea de que la lógica tiene que vencer y que todos merecemos lo mismo y todos debemos de tratar con el mismo respeto a todos los demás. Hay que luchar contra las desigualdades».

Sobre su forma de expresarse, tiene claro que «el rapero tiene que escribir como habla cuando no está en el escenario. A veces se piensa que puta es malsonante, pero racismo o violencia o corrupción, no. El castellano es muy rico, tiene un montón de palabras y un taco bien puesto en un momento determinado es necesario porque para eso está».

 

Fuente: El Norte de Castilla

¡Compártelo!